Menú Principal

Ayuda a tus hijos en el proceso de cambio de escuela.

BLOG-MEDIDA-escuela

Si este próximo ciclo escolar tus hijos iniciarán clases en nueva escuela, esta información te puede servir mucho para ayudarlos en el proceso de transición.

El cambio de escuela suele ser un proceso difícil para los niños, independientemente del por qué se dio el movimiento. Para ellos implica un cambio de rutina y deben adaptarse a un nuevo lugar, nuevas compañías, etc., que puede causarles miedo.

Seguramente con el tiempo tu hijo se adaptará al cambio, y es posible que hasta disfrute más de su nueva escuela que la anterior; sin embargo, mientras se siente adaptado, el proceso puede serle difícil.

La buena noticia es que los padres, pueden jugar un papel primordial y positivo para apoyar a los niños a superar esta nueva etapa. Aquí te damos una serie de consejos que te podrán servir para acompañarlos en su cambio de escuela.

ANTES DEL CAMBIO

  • Es importante que tu hijo se prepare para el cambio con anticipación. Todos los cambios son más llevaderos si se tiene preparación. Habla con él y explícale las razones del cambio de escuela.
  • Además de hablar, permítele expresar sus sentimientos. Es normal que se sienta frustrado, enojado o con miedo. Déjalo que te platique cómo se siente, e intenta ser empático con sus sentimientos.
  • En la medida de lo posible, permite que tu hijo se involucre en la selección de la nueva escuela, aunque no dependa de ellos la decisión final. Si es posible, una vez elegida la escuela, platica con él  las razones por las cuales se decidieron por ella.

DURANTE EL CAMBIO

  • Ayuda a tu hijo a tener todo listo para el primer día de clases, preparando con tiempo, y teniendo todo lo que necesita a la mano, de manera que no tenga que preocuparse por no llevar un libro o el uniforme incompleto.
  • Si es posible, acompáñalo en su primer día de clases para dejarlo instalado en su salón, ya que puede ser muy estresante no saber ni siquiera a donde dirigirse en su primer día.

DESPUÉS DEL CAMBIO

  • Para ayudarlo con la integración, es recomendable que tu hijo se inscriba en los grupos de los temas que le interesan o que tiene habilidad. Por ejemplo, si le gusta mucho el futbol, puedes inscribirlo al equipo de la escuela.
  • Apóyalo con la consolidación de nuevos amigos. Si lo invitan a una fiesta, o si quiere invitar a algún compañero a casa, intenta permitirle hacerlo en la medida de lo posible.

Lo más importante, es tener paciencia, ya que en el momento del cambio, los padres se convierten en su pilar de seguridad, de donde tomarán la confianza para enfrentar este nuevo reto. Intenta ponerte en sus zapatos y apoyarlos con amor y confianza para que pronto disfruten de nuevo de su escuela.

Con información de: http://pedagogiadigital.net